Pueblos Blancos de Cádiz – Semana Santa 2008

Publicado: octubre 30, 2010 en Viajes (>3 días)

Uno de los muchos atractivos de Cádiz, son sus pueblos blancos, formado por 19 localidades del interior, cada uno de estos con su propia historia, aunque todos ellos con rasgos en común.

Lo primero que me llama la atención es su aspecto, el color blanco de la cal cubre las calles y plazas, paredes, techos, iglesias, casas, castillos, palacios…

Los pueblos aparecen como enormes “manchas” blancas en medio de un paisaje en el que sobresalen las cumbres rocosas que forman el Parque Natural de la Sierra de Grazalema, declarado Reserva de la Biosfera por la Unesco.

Empezamos la visita en Ronda, se encuentra situada en el noroeste de la provincia de Malaga.

A la entrada de Ronda encontramos un parking grande en medio de varios edificios de pisos, nos parece una zona tranquila , pues tiene toda la pinta de ser una zona residencial, por lo que decidimos establecernos con las autocaravanas (acs).

Desde este punto al centro y casco antiguo hay un paseo de 12 minutos, nuestra intención en primer lugar es ir a la oficina de turismo para conseguir información de la ciudad y también preguntar donde nos aconsejan situarnos con las acs durante unos días para conocer la ciudad.

La ciudad de Ronda se asienta sobre una meseta cortada por un profundo tajo excavado por el río  Guadalentin, al que asoman los edificios de su centro histórico, lo que da a la ciudad una panorámica pintoresca.

La gran variedad de monumentos que posee esta ciudad y su entorno natural despierta un gran interés al turista.

La cornisa del tajo y el puente que lo salva son la imagen por antonomasia de la ciudad.

Tras preguntar en la oficina de turismo nos aconsejan situarnos con las acs en un camping que hay a las afueras de la ciudad o bien en el parking donde nos encontramos pues nos dicen que es un lugar seguro y tranquilo, asi que decidimos quedarnos en este último y fue una decisión acertada.

El Municipio de Ronda abarca parte del Parque Natural de la Sierra de las Nieves. Este parque posee una gran riqueza natural, con infinidad de especies de animales y vegetales.

Algunas especies vegetales casi únicas en el mundo son el Pinsapo o el Onejigo de montaña, otras especies animales como la cabra montes o la nutria mantienen en esta reserva poblaciones de individuos estables.

En 1572 se funda la Real Maestranza de caballería de Ronda con fines de entrenamiento para la defensa y las guerras del reino.

Entre los siglos XVI y XVII la ciudad vive una etapa de importantes construcciones entre las que destacan la plaza de toros conocida como la Real Maestranza de Ronda como símbolo de la ciudad y donde se celebran todos los años importantes festejos taurinos.

A mediados del siglo XVI se construye otro importante y simbolico monumento en la ciudad conocido este como el Puente Nuevo.

Este separa el municipio en dos partes claramente diferenciadas, la parte nueva y el casco antiguo histórico.

En la parte antigua, conocida como la “ciudad”, se encuentran grandes edificios con arcos, columnas, artesonados y arabescos que revelan su origen.

A partir de esta época se crean mitos románticos de bandoleros y toreros. Visitamos los museos del Bandolero, museo de Lara y el museo Municipal de Ronda.

Su coste es de 6 € por adulto para la visita de cada uno de ellos, el que mas me llama la atención es el museo de Lara, sobre todo en el apartado dedicado a la Santa Inquisición, donde se refleja los elementos de tortura que utilizaban contra sus enemigos.

El recorrido por los museos se lleva a cabo en dos horas aproximadamente para cada uno de ellos, por lo que decidimos visitar uno cada día para evitar así saturarnos.

Otros monumentos que podemos destacar como importantes son: la Iglesia Mayor, la Iglesia del Espiritú Santo, la Casa Consistorial, los Palacios de Mondragón y Salvatierra, la Casa del Rey Moro por la que se puede bajar al fondo del Tajo a través de las escaleras de la misma.

Por otro lado, destacar la Puerta de Carlos V y Puerta del Almocábar de las murallas de Ronda.

A la derecha la iglesia del Espiritú Santo.

La gastronomía de Ronda se basa en platos sencillos como sopas de tomate y de ajos, potaje de garbanzos o de lentejas. Otras especialidades son el chivo asado al estilo serrano, los chorizos al alcohol y platos derivados de la caza como la perdiz al Tajo y el conejo a la rondeña.

Tras dedicar  3 días en conocer Ronda, partimos al siguiente destino, Grazalema que se encuentra situada a una altitud de 812 m, en la carretera que une Arcos de la Frontera con Ronda ( en la provincia de Malaga),  a los pies de la Sierra del Pinar, dentro del Parque Natural Sierra de Grazalema y a 142 km de Cádiz, decir que Benamahoma es una pedanía de Grazalema.

Aparcamos las acs a la entrada del pueblo en una zona de picnic y área recreativa en que  la existe una fuente de agua, pues nos biene esta para coger agua, el lugar es bastante tranquilo, por las tardes observo como es mas visitado por los lugareños a modo de paseo.

Los orígenes de Grazalema son árabes, en 1485 fue conquistada por el duque de Arcos. Tomo un gran auge económico a partir del siglo XVII gracias a la industria de pañeria que producía la famosa manta de Grazalema.

Sus actividades tradicionales son agropecuarias, que van siendo progresivamente abandonadas por su escasa rentabilidad, habiendo sido compensadas en gran medida por el auge turístico, vinculado a la declaración del Parque Natural Sierra de Grazalema.

Me llama la atención un dato que descubro en la oficina de turismo, Grazalema es el municipio más lluvioso de Andalucia y de la mitad peninsular (el pluviómetro de Grazalema recoge 1962 mm. de precipitación media anual).

En cuanto a su gastronomía podemos destacar entre sus platos típicos la caldereta de cordero, el queso de Grazalema (de cabra) y el dulce conocido como el cubilete, todos estos manjares se pueden degustar en cualquier ventorrillo o restaurante del pueblo a precios muy asequibles.

Tras pasar un día en descubrir y conocer Grazalema continuamos al siguiente pueblo en este caso Benamahoma.

El nombre de este municipio proviene del árabe “hijos de Mahoma”, es una pedania de Grazalema en la provincia de Cádiz a 13 km de esta y a 5 km de el Bosque, dentro del Parque Natural Sierra de Grazalema, en la falda Oeste de la Sierra del Pinar.

Su población es tan solo de 400 habitantes residentes todo el año, ademas de los que acuden por turismo.

Sus fiestas de Moros y Cristianos son las mas populares y se celebran el primer fin de semana de agosto, en honor de San Antonio de Panda, patrón de la localidad.

Visitamos la pequeña oficina de turismo de esta localidad úbicada en el ayuntamiento, donde nos informa de una visita guiada por el pueblo, esta empieza a las 12:00, por lo que aprovechamos la oportunidad.

Descubrimos una calle típica donde nos llama la aténción la roca que sobresale por la fachada de una casa.

El principal atractivo turístico natural de esta localidad tan curiosa, es el Manantial de El Nacimiento con un caudal de 450 l/s, así como también la fuente de Majaceite y que ahora da vida a las piscifactorías de la zona, antes lo era de batanes, molinos, fraguas, talleres de carpintería y a la primera eléctrica de la sierra, creando un bosque de galería a través del cual se puede realizar una de las rutas más hermosas de la sierra.

La visita guiada nos lleva una hora y media, lo que termina justo para la hora de la comida, después de una pequeña siesta continuamos a nuestro próximo destino al área del Bosque con la intención de dormir en esta, situada en las coordenadas N -36º 45′ –  25” , O -5º- 30′ -39”.

El Bosque se úbica a la ribera del río Majaceite en las estribaciones de la Sierra Albarracin. Forma parte del Parque Natural de la Sierra de Grazalema. Hoy día vive del turismo, fabricación de embutidos, quesos e industrias de gran tradición como la marroquineria y la fabricación de muebles artesanos.

Entre los lugares y actividades de interés que nos ofrecen en la oficina de turismo elegimos, la Iglesia de Santa Maria de Guadalupe, Fuente del Rodezno, Jardín Botánico el castillejo.

El plato típico de este pueblo son las truchas con jamón, a tan solo 5 km existe una piscifactoría dedicado a su criado, las huevas las adquieren de Huesca y Galicia, y una vez que alcanzan aquí los 350 gramos, se llevan al matadero, se le aplica corriente eléctrica para que mueran de manera rápida y sin sufrimiento y se envasan en cajas especiales de entre 5 y 7 kilos de peso. De aquí este producto sale para su venta hacia las lonjas de el Puerto de Santa Maria, Sevilla, Córdoba, Jaén y esporadícamente Madrid. En los últimos años, la producción media de esta piscifactoría es de unas 100 toneladas anuales.

Utilizamos 2 días en conocer el Bosque y a continuación nos dirigimos al siguiente destino para realizar la visita de otro pueblo pintoresco de la zona llamado Zahara de la Sierra.

Se encuentra en el centro del Parque Natural de la Sierra de Grazalema, en la falda de la sierra del Jaral y al igual que los pueblos anteriores forma parte de la ruta de los pueblos blancos.

Su nombre y fundación son de los árabes y en el sitio que está la antigua villa hay resto de la misma época.

Este pueblo presume de tener parajes de reconocido valor medioambiental como es el caso de la Garganta Verde, el embalse de Zahara, la Ribera de Bocaleones y la Ribera de Arroyomolinos.

Para visitar este pueblo dejamos las acs en un pequeño parking que hay situado a la subida al pueblo, desde este se observa perfectamente el embalse que nos queda enfrente y a la espalda Zahara de la Sierra.

Tras hacer un recorrido por sus calles pronto nos encontramos con su modesta oficina de turismo, que entre otras cosas nos recomiendan hacer la ruta senderista de la Garganta Verde.

Esta se encuentra a las afueras del pueblo, por lo que decidimos desplazarnos con las acs hasta el lugar pues nos dicen que hay un gran aparcamiento utilizado por la gente que va a hacer senderismo.

El sendero es facil y esta perfectamente señalizado, durante el recorrido nos encontramos con mas gente.

El día amanece nublado y con pinta de empezar a llover, por lo que decidimos coger chubasqueros y mochila con comida, el trayecto dura aproximadamente unas 4 horas a un ritmo normal.                      

La Garganta Verde, es un desfiladero en forma de garganta (de ahí su nombre) que culmina en una sorprendente cúpula natural a la que los Zahañeros llaman la Ermita de la Garganta Verde.

Durante el recorrido observo gran variedad de plantas y arboles autóctonos de la zona donde nos encontramos.

también me llama la atención la disposición orográfica  del terreno que tiene forma muy peculiar, por lo que hace que cada 100 metros que andamos hagamos una parada para contemplar y admirar el entorno.

Dedicamos casi todo el día en conocer y disfrutar de esta ruta senderista, regresamos hacia las acs, para volver de nuevo al parking del pueblo, la distancia entre estos dos puntos es de unos 7 km.

después de un día casi entero de actividad física no hay nada mejor que una buena ducha caliente y una peli de video para relajarse y dormir.

El parking donde nos encontramos es bastante tranquilo, se observan pocos coches aparcados y casi nada de transito.

Otro lugar importante turisticamente para visitar es el pequeño castillo de Zahara, úbicado este en la parte superior del pueblo, en la parte mas alta, como es tradición por los árabes siempre construían sus fortalezas en los mas alto de la montañas y no por tener mejores vistas sino para defenderse mejor de los enemigos ante un posible ataque.

Desde el pequeño castillo se observan vistas espectaculares de todo el entorno sobre todo de su embalse.

El Embalse de Zahara, enmarcado entre montañas y junto a la población que al estar enclavada en la Sierra del Jaral permite desde ella contemplar un paisaje llamativo, dadas las latitudes que se encuentra.

Decir que Zahara tiene un importante patrimonio historico-arquitéctonico, como poblado Nazarí.

Tras la visita de esta localidad y su magnifico entorno regresamos a  casa, ya que se nos han acabado los días de vacaciones que disponíamos.

Somos conscientes de que nos han quedado por conocer mas pueblos que forman la ruta de los pueblos blancos y que quedan pendiente para otro viaje.

Tras pasar la noche en Zahara a la mañana siguiente después del desayuno iniciamos el regreso a Murcia, con la imagen grabada en la retina del embalse a pies de este pintoresco y único pueblo Zahara de la Sierra.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s